La noche previa

La noche previa

No es un viernes cualquiera, mañana empezamos nuestra nueva aventura. Eran las 21.00h, tarde, porque a pesar de ir preparando las cosas entre semana nos quedaban los últimos detalles. Como siempre, corriendo.

Una hora después seguíamos organizando la mochila, y en nuestros pensamientos siempre estaban las mismas preguntas; ¿llevaremos muchas cosas? ¿sacamos algo? ¿cuánto pesará?… Todo eran dudas e incógnitas, pero estábamos nerviosas y con muchas ganas de que llegara el día de mañana.

Último recuento de las cosas que llevamos en la mochila:

  • Saco de dormir.
  • 2 camisetas de deporte.
  • 1 pantalón corto.
  • 1 pantalón largo.
  • Sudadera.
  • Pijama.
  • Ropa interior (1 sujetador de deporte, 4 bragas, 5 calcetines técnicos, 1 sujetador).
  • Buff.
  • Chubasquero.
  • Cantimplora.
  • Frontales.
  • Botiquín (un poco de todo).
  • Neceser.
  • Sandalias senderismo.
  • Chanclas.
  • Cámara + cargador.
  • Guía.
  • Frutos secos + galletas.

Una vez todo estaba consensuado y verificado, nos ponemos manos a la obra para meter todo dentro de la mochila. No obstante, modificamos dos veces la manera de colocar las cosas, para que fuera lo más eficiente posible.

Después de todo, estábamos cansadas, más valía cena rápida y a dormir.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*